24 junio, 2010

Entre la Vida y la Muerte


Poco a poco, caen hojas como si fuera otoño, ¿extraño no? Si solo ayer este árbol estaba completamente verde y resplandeciente frente a las brisas, estas hojas hermosas que brillaban ante la presencia de luz solar, una buena vida, pero hoy… este se desplomo, de un día a otro, de una hora a otra, de un segundo a otro… las hojas empezaron a perder este tono de fortaleza, por un sueño que se derrumbo, una ilusión casi destruida, la cual por varios minutos torno a este árbol secarse rápidamente, pero era solo este árbol, todo lo que le rodeaba estaba completamente verde, ni la mariposa mas hermosa, ni el pájaro mas vivo que se posaba en este, lograba darle vida. Hasta que de pronto, todo cambia con una frase que se logra escucha, que retumba en las rocas, que provoca un eco a lo lejos, donde la brisa le seguía sin dejar rastro alguno “Te Amo, pero necesito verte a los ojos y estar aun mas segura”. Un suspiro, una lagrima, un sueño, una ilusión, un deseo…
Este árbol se torno verde nuevamente, con muchas esperanzas e una ilusión por delante, conseguir lo único que deseaba, lo único que quería… una gota, la gota de la vida.

1 comentarios:

gobiantao dijo...

Ciclos que van y vienen, la vida al fin, la muerte como parte de este ciclo infinito,lo que es hoy, no es lo de ayer y sin embargo se le parece, qué es la vida?¿qué es morir?... tal vez, morimos a lo que creemos somos hoy y hoy, algo de muerte nos viene bien para que caigan las hojas y nos permita renacer, como dices tu, gota a gota...

Publicar un comentario